Tema: Territorio y Sustentabilidad
26 de Junio 2018
Propuesta:

7.- Líneas de acción transversales

Estas son la líneas de acción que garantizarán que todas las acciones del Gobierno de Jalisco tengan un enfoque de sustentabilidad y protección medio-ambiental y social.

Propuesta a detalle

RESILIENCIA Y ACCIÓN CLIMÁTICA

La resiliencia  es la capacidad de los sistemas naturales o sociales para persistir y recuperarse ante adversidades, como pueden ser los efectos derivados del cambio climático.

Resilience Alliance establece que la resiliencia debe componerse de tres características principales: 1) la cantidad de cambio que un sistema puede sufrir para poder conservar sus funciones y estructura, 2) el grado en que el sistema es capaz de auto-organizarse/regenerarse, y 3) la habilidad de construir y aumentar la capacidad de aprendizaje y adaptación.

Las principales perturbaciones a las que se enfrenta Jalisco en el contexto de vulnerabilidad y resiliencia son:

  • El crecimiento de las poblaciones urbanas y el aumento progresivo de la densidad poblacional, los cuales ejercen presión sobre los ecosistemas. Así como todas las formas de cambio de uso de suelo en zonas naturales que prestan servicios ambientales.

  • La inadecuada gestión de los recursos hídricos, los residuos y la contaminación en general, lo cual contribuye a la generación de emergencias como pueden ser las de salud pública, o las afectaciones por inundaciones y deslizamientos.

  • La falta de cumplimiento con los reglamentos de construcción y el desarrollo de proyectos o la insuficiencia de los mismos, provocando un alto grado de vulnerabilidad ante siniestros.

  • Los efectos negativos del cambio climático, los cuales, dependiendo de las condiciones de la región, probablemente aumenten o disminuyan las temperaturas extremas y la precipitación, con repercusiones en la frecuencia, intensidad y ubicación de las inundaciones, así como otros desastres relacionados con el clima.

 

En ese contexto, se plantea resiliencia como una línea transversal aplicable a cada uno de los ejes planteados en esta Agenda. Cada uno de los ejes, incorporará estrategias con un enfoque de prevención, alerta temprana, mitigación y adaptación a las perturbaciones actuales y futuras.

Por otro lado, la acción climática está vinculada a la mitigación de los efectos del calentamiento global, para lo que se proponen acciones que disminuyan la huella ecológica del desarrollo y el impulso de la innovación tecnológica para la generación y uso de energías limpias y renovables, como las presentadas en el apartado de transición energética.

 

GOBERNANZA

La gobernanza del territorio, los ecosistemas y los recursos naturales es hoy un elemento clave en la agenda de sustentabilidad para el desarrollo. El proceso participativo resulta primordial, por lo que se debe priorizar el crear las condiciones para un verdadero diálogo intercultural e incluyente, con especial atención en la integración de grupos vulnerables, donde el involucramiento de todos los jaliscienses en una interacción fluida logre construir la política ambiental que responde a las necesidades del Estado.  

Reconocemos que el proceso de recolección de visiones y necesidades, resulta un elemento clave en todos los momentos de diagnóstico, consulta, trabajo conjunto e implementación, para tomar las mejores decisiones y asegurar una verdadera gobernanza rumbo a la sustentabilidad.

Por lo anterior, se proponen los siguientes puntos:

  • Colocar los objetivos de sustentabilidad como prioritarios e impulsar la consecuente  reingeniería en la ruta crítica y la conformación de todas las instituciones.

  • Instituir un Gabinete de Sustentabilidad que articule las acciones de gobierno y propicie la transversalidad necesaria para concretar el modelo de desarrollo al más alto nivel, así como la coordinación adecuada entre las diversas instancias del Gobierno del Estado.

  • Fortalecer y actualizar el marco legal y normativo, y actualizar los instrumentos de planeación vinculados a los temas ambientales (agua, residuos, gestión del territorio, generación de energía, etc.).

  • Diseñar un marco institucional en el que la institución que vigile el cumplimiento de la normatividad ambiental cuente con autonomía.

  • Fortalecer a las asociaciones intermunicipales para potencializar su rol como agentes de gobernanza.

 

GESTIÓN CON BASE EN EL CONOCIMIENTO

La falta de generación y actualización de información técnica sobre las condiciones del ambiente y de los ecosistemas de la entidad, hacen imprecisa la proyección a largo plazo sobre el desarrollo que debiera tener el Estado. Actualmente, la línea base desde la que se plantean los proyectos, programas y políticas públicas, en muchos casos, parte de diagnósticos erróneos sobre la situación ambiental real del escenario en el que se proponen los proyectos. Como consecuencia, se plantean estrategias que no resuelven los problemas existentes, o resultan ser soluciones poco duraderas.

En ese sentido, una línea transversal para todas las propuestas planteadas en esta Agenda de Sustentabilidad, es el desarrollo de nuevas líneas de referencia y la actualización continua de la información de cada uno de los ejes que se plantean, lo cual abonará en una mejor toma de decisiones.  

A este respecto, se considerará el establecimiento de sistemas independientes de monitoreo de factores cruciales como la calidad del aire, del agua, cambios de uso de suelo, etc. coordinados por instancias independientes, como las instituciones educativas y de la academia. En casos como la calidad del aire los datos deberán estar disponibles en tiempo real, así como proyecciones probabilísticas para una toma de acción temprana.

Las universidades y los centros de investigación deberán fortalecer su rol como motores en la generación de conocimiento y capacidades, desarrollo de propuestas innovadoras que deriven en la acción y emprendimiento en diversos temas, como las energías alternativas.