Tema: Pobreza y Desigualdad
26 de Junio 2018
Propuesta:

6.- Seguridad alimentaria

Para impulsar la seguridad alimentaria debemos facilitar el acceso físico, social y económico, permanente, a una serie de alimentos seguros, nutritivos y en cantidad suficiente.

Propuesta a detalle

La seguridad alimentaria, según la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), “a nivel de individuo, hogar, nación y global, se consigue cuando todas las personas, en todo momento, tienen acceso físico y económico a suficiente alimento, seguro y nutritivo, para satisfacer sus necesidades alimenticias y sus preferencias, con el objeto de llevar una vida activa y sana”. La seguridad alimentaria se conforma de cuatro componentes: seguridad alimentaria, inseguridad alimentaria leve, inseguridad alimentaria moderada e inseguridad alimentaria severa; y está directamente ligada con las cifras de pobreza extrema.

Respecto a la situación en Jalisco, si tomamos la cifra más alta de seguridad alimentaria que es la de 2016, sólo un poco más de cinco millones de personas en Jalisco se encontraban en esa situación, lo que significa que existían más de dos millones y medio de personas con inseguridad alimentaria (2,656,742 personas).

La inseguridad alimentaria leve, que se refiere a aquella población que tiene preocupaciones sobre el acceso a los alimentos y la disminución de la calidad de éstos; para el periodo del 2008 al 2016, ha rondado en el millón y medio de personas, es decir, los avances en la materia son bastante limitados; en 2016, el 17.6 por ciento de la población se encontraba en esa situación.

Mientras que la inseguridad alimentaria moderada, se refiere a personas que reportan constantes disminuciones de la cantidad y calidad de alimentos, ha sufrido algunas oscilaciones, al 2016, 10.04 por ciento de la población está en esta situación, porcentaje que se encuentra ligeramente debajo de lo registrado en el 2008, que era del 10.24 por ciento.

Aunque la inseguridad alimentaria severa, personas que experimentan constantemente el hambre debido a sus recursos insuficientes, ha tendido a disminuir, ha mantenido un promedio cercano al 8 por ciento en el periodo de 2008 al 2016; en este último año, casi medio millón de personas (431,699) la padecieron.

Resulta importante que en Jalisco se lleve a cabo una estrategia para eliminar la inseguridad alimentaria en sus tres tipos (leve, moderada y severa), mediante el impulso a la producción y consumo de alimentos para consumo local en todas las regiones del estado.

El impulso a la seguridad alimentaria significa contar con fácil acceso físico, social y económico permanente a una serie de alimentos seguros, nutritivos y en cantidad suficiente a fin de satisfacer las necesidades nutricionales y preferencias alimenticias de la población, con el objetivo final de tener una vida activa y saludable. Este impulso a la seguridad alimentaria, no significa abandonar otros mercados de alimentos, sino más bien, en una progresiva sustitución de importaciones alimenticias.

 

Propuestas:

1.- Fortalecer el Programa Estratégico de Seguridad Alimentaria: no es necesario inventar otros programas, solo tomar en serio los que pueden funcionar. El programa PESA, creado por la FAO e implementando en el país por la SAGARPA a través de los gobiernos estatales, ha dado buenos resultados en los estados donde su implementación ha sido adecuada:

a) Apoyo en el incremento de producción y productividad de las actividades agropecuarias y pesqueras de las familias mediante el

b) Desarrollo de capacidades técnicas y provisión de activos productivos.

c) Se adapta a las características de cada localidad y microrregión, estableciendo una estrategia de desarrollo en cuatro áreas esenciales de las familias:

i. El traspatio agrícola y pecuario;

ii. La milpa para la producción de granos básicos;

iii. El sistema productivo que predomina en la región;

iv. Y la producción para abastecer al mercado local.

 

2.- Se implementarán programas integrados mediante el modelo de graduación, esto es una atención integral que consiste en el fortalecimiento de los activos productivos, financieros, humanos y sociales de los individuos de las personas en condición de pobreza extrema, con el propósito de que sean autosuficientes, desarrollen la capacidad necesaria para enfrentar adversidades (resiliencia) y continúen en la senda del desarrollo de manera autónoma. Los componentes básicos de la estrategia de graduación son:

a) Apoyo al consumo básico: consiste en aportar pequeños estipendios monetarios a los participantes del programa, para brindarles seguridad alimentaria y reducir su estrés diario.

b) Promoción del ahorro: los participantes son incentivados al ahorro, preferiblemente a través de instituciones financieras formales, para garantizar la seguridad de sus ahorros y contribuir al desarrollo y formación de sus activos.

c) Transferencias de activos: con el propósito de fortalecer las actividades productivas de los participantes.

d) Entrenamiento en negocios, finanzas y habilidades para la vida: los participantes cuentan con visitas domiciliarias de acompañamiento en las que reciben orientación profesional sobre sus ideas de negocio y apoyo en otros temas, como habilidades básicas de emprendimiento, conocimiento financiero y desarrollo personal.

e) Asistencia técnica específica para el manejo de su negocio.

 

3.- Fortalecimiento de la red de distribución de excedente de alimentos: existe ya una importante red de bancos de alimentos, de distintas procedencias, por lo que la estrategia es de lo general a lo particular de la siguiente manera:

a) En los territorios en donde existe una red de distribución de alimentos y lo que se requiere es fortalecer con activos a que la distribución mejore, se generará un modelo de subsidio.

b) En los lugares que se encuentran en un desierto de alimentos y es pertinente de acuerdo a la dimensión del problema, se buscará mediante coparticipación con otras organizaciones, desarrollar nueva infraestructura para la distribución de alimentos; esto será únicamente en los lugares en donde el programa PESA no pueda brindar el apoyo.